Acusan a empleada hispana de colaborar en la entrega de licencias de conducir fraudulentas

0
1355
Oficina del Departamento de Vehiculos Motorizados de Aurora (Colorado). EFE/Archivo
Oficina del Departamento de Vehiculos Motorizados de Aurora (Colorado). EFE/Archivo

Denver (CO), 11 abr (EFE).- Una hispana de Colorado, empleada en una escuela para aprender a manejar, enfrenta cargos por vender licencias de conducir fraudulentas a inmigrantes que no son elegibles para ese documento.

La Oficina de la Fiscalía Federal en Colorado informó hoy de que Griselda Treviño de Valenzuela trabajaba en la compañía Little Lake Driving Academy en Aurora (al este de Denver) junto al dueño del establecimiento, Stuart Bryan King, 52.

En su comunicado, Jeff Dorschner, portavoz de la Fiscalía Federal, indicó que King y Valenzuela fueron imputados este miércoles en una corte federal de Denver de conspiración para cometer fraude electrónico y por correo regular, así como robo de identidad agravado, fraude al Seguro Social y soborno.

La Fiscalía señala que los acusados habrían cometido estos delitos entre agosto de 2009 y noviembre de 2012, al cobrar entre 130 dólares a 420 dólares en efectivo por entregar documentos falsos tras indicar que el cliente había aprobado el examen escrito de manejo y, por lo tanto, podía recibir la licencia de conducir.

Según Dorschner, King promocionaba sus “servicios” incluso dentro de las oficinas del Departamento de Vehículos Motorizados (DMV, en inglés), que había contratado a Little Lake Driving Academy como un “proveedor externo” para completar tanto el examen escrito como el de manejo.

El vocero también indicó que los acusados ayudaban a completar los exámenes de aquellas personas que no hablan, ni escriben ni leen inglés.

Tanto King como De Valenzuela podrían pagar una multa de hasta 250.000 dólares por cada cargo en su contra del que sean hallados culpables y podrían ser sentenciados a una pena de cárcel en una prisión federal.

King quedó en libertad tras pagar una fianza de 100.000 dólares, mientras que a De Valenzuela se le negó la libertad bajo fianza.

Las autoridades aún no han determinado cuántas personas obtuvieron licencias sin ser elegibles para ello o cuántas personas recibieron licencias para las que sí son elegibles, pero sin haber aprobado el examen correspondiente, que ahora deberán repetir. Según Dorschner, el DMV ya comenzó con el proceso de notificar a todos los afectados.

Además, se está investigando el caso de un autobús de pasajeros que habría llegado desde Missouri hasta Aurora lleno de personas que intercambiaron tarjetas de identificación (aparentemente falsas) de Missouri por licencias de conducir de Colorado.