Londres, 10 jul.- El Gobierno del primer ministro británico, Boris Johnson, elimina desde este viernes la polémica cuarentena a los viajeros procedentes de varios países como España, Francia, Alemania e Italia, en otro intento por impulsar la economía nacional, dañada por la pandemia.

La exención, introducida el pasado junio en medio de una gran controversia, se aplica en Inglaterra -la región más poblada, con 56 de 66,6 millones de habitantes-, Gales e Irlanda del Norte a aquellos visitantes que lleguen o regresen de 76 países.

Escocia, por su parte, limita la lista a 57, excluyendo el territorio español.

En esa región, donde ahora también es obligatorio llevar mascarilla o protección facial en locales comerciales, algunos países libres de cuarentena son Australia, Francia, Italia, Alemania, Grecia, Japón o Vietnam.

Pese a la suavización de esas normas, el Ministerio de Asuntos Exteriores aún desaconseja a los británicos realizar cruceros y desplazarse a ciertas partes del mundo más afectadas por el virus.

EL GOBIERNO, PRESIONADO PARA RESUCITAR LA ACTIVIDAD ECONÓMICA

Reactivar el turismo y el consumo son ahora dos de las grandes prioridades de la agenda del Ejecutivo de Boris Johnson, presionado para dar oxígeno a la actividad económica, paralizada desde finales de marzo por el confinamiento.

Las medidas de restricción han dejado su huella en los indicadores económicos nacionales, con un déficit durante abril y mayo estimado en 103.700 millones de libras (115.880 millones de euros), 87.000 millones de libras (97.219 millones de euros) más que en 2019, una cifra récord.

También el producto interior bruto (PIB) sufrió una contracción del 20,4 % en abril con otro dato mensual récord de caída debido a la crisis, mientras que el número de asalariados con empleo fijo bajó en 612.000 personas en los tres meses hasta finales de mayo, manteniendo la tasa de desempleo en el 3,9 %.

Cara al futuro, el Banco de Inglaterra ha pronosticado una contracción de la economía británica de un 14 % en 2020, con una posible tasa de desempleo de hasta el 9 %.

Ante este panorama, el Ejecutivo anunció esta semana incentivos para promover el empleo -sobre todo el juvenil-, para la compra de vivienda y el consumo en turismo y hostelería.

También se prevé la reanudación en Inglaterra este fin de semana de las actividades culturales al aire libre y el próximo lunes reabrirán los salones de belleza y de tatuajes, mientras que el 25 de julio lo harán los gimnasios y polideportivos.